Unas paredes bien mantenidas aportan mucho a una habitación. Limpiar las paredes a fondo es una excelente manera de hacer más acogedor un espacio. Además, si quieres pintar tu hogar, no puedes trabajar sobre una superficie en mal estado o mal mantenida. Cuanto más limpias estén y en mejor estado, el trabajo de pintura te resultará más sencillo. En el post de hoy te damos algunos consejos para que tus paredes siempre luzcan impecables y puedas pintarlas sin ningún problema.

5 trucos para tener tus paredes perfectas antes de pintar

Consejos para tener las paredes perfectas antes de pintarlas

Desempolva tus paredes

En la mayoría de las habitaciones, la manera más fácil de deshacerse del polvo, la suciedad y las telarañas que acortan la vida de tu pintura es pasando un paño de microfibra sobre las paredes cada par de meses. No te olvides del techo; a pesar de la gravedad, allí se acumula algo de polvo. Esta tarea no debe tomarte más de 10 ó 15 minutos por habitación.

Lava las paredes de la cocina y del baño

Elimina los residuos dejados por cocinar y por tomar duchas muy calientes lavando las paredes de la cocina y del cuarto de baño por lo menos una vez cada año. Este trabajo también debe llevarse a cabo en las habitaciones en las que los niños y los fumadores pasan mucho tiempo y en el salón si tienes una chimenea. Comienza desde abajo. Frota suavemente la superficie con una esponja natural empapada de agua jabonosa. Te recomendamos que trabajes por partes, un área pequeña a la vez. Cuando hayas limpiado toda la pared, sécala con una toalla vieja.

Haz tu propio jabón para lavar paredes

Las mezclas de jabón hechas en casa hacen un gran trabajo limpiando paredes pintadas. Son económicas, simples de fabricar y al menos tan buenas como los productos limpiadores disponibles en el mercado.

Opción 1: Mezcla 1 taza de bórax y 2 cucharadas de jabón lavavajillas líquido en 4 litros de agua tibia.
Opción 2: Mezcla 1 taza de amoníaco y 1 cucharadita de jabón lavavajillas líquido en 4 litros de agua.

Haz una prueba sobre la pared antes de limpiarla

Es seguro lavar la pintura brillante y semibrillante; la mayoría de pinturas básicas y satinadas también son lavables, pero siempre es bueno hacer una prueba en un lugar poco visible antes de limpiar toda la superficie. Si partículas de pintura se quedan en tu esponja, no debes lavar esa pared.

Nunca laves con fosfato trisódico (TSP) a menos que estés a punto de volver a pintar. El TSP deslustra el acabado.

Repara los daños en la medida en que ocurran

Lija las superficies que estén ásperas al tacto. Rellena los orificios indeseados. Cubre una mancha recalcitrante con sellador de manchas antes de repasar la pintura. Si una gotera ha causado que la pintura se pele o se llene de burbujas, ráspala y lija la zona antes de pintar nuevamente. Siempre que sea posible, utiliza la pintura sobrante del trabajo original.

pintores express

Queremos ayudarle

Complete aquí gratis y sin compromiso nuestro formulario para obtener un presupuesto de servicios de pintura de inmuebles en España

QUIERO UN PRESUPUESTO