Una de las preguntas frecuentes al pintar una pared es cómo preparar la superficie si tiene algún desperfecto. Si pintamos sin haber mirado antes la superficie de la pared que queremos pintar, podemos provocar un desastre pintando. Antes de ponernos manos a la obra, tenemos que detectar si existe algún desperfecto o alguna imperfección en la superficie que debamos arreglar. Algunos ejemplos pueden ser agujeros hechos por clavos, humedades o grietas en la pared. En Pintores Express te damos unos consejos para arreglar los desperfectos de tu pared antes de pintarla para garantizarte el mejor resultado.

Cómo arreglar desperfectos en una pared antes de pintar

Consejos para arreglar los desperfectos de una pared

Identifica los desperfectos en la superficie
El primer paso es detectar las posibles imperfecciones que se encuentren en la superficie de la pared. Localiza grietas, pequeños agujeros, restos de pegamento o humedades ya secas que hayan perjudicado la pared.
Tapa grietas y pequeños agujeros
Coge una pequeña cantidad de masilla, ponla en la espátula y aplícala en el agujero o grieta que quieras cubrir. Si coges demasiada masilla no pasa nada ya que luego iremos dando pasadas con la espátula para quitar el excedente. Este masilla sobrante la podemos utilizar sin ningún problema en otra ocasión. Espera a que la masilla se seque y lija la superficie para tener la pared de tu habitación lista para pintar.
Repara una pared en mal estado o con manchas de humedad que se han secado
Si identificamos partes de la pared en muy mal estado tendremos que emplearnos más a fondo para preparar la pared antes de pintar. Lo primero que debes hacer es retirar, ayudándote de una espátula, todo el yeso en mal estado. Después, aplicamos una capa de imprimación con una brocha y dejamos que se seque. Más tarde, aplica con una espátula ancha masilla de tendidos hasta que se iguale la superficie que estamos reparando con la superficie de la pared. Lija, quita el polvo y aplica otra capa de masilla. Lija y limpia el polvo de nuevo y aplica después otra capa de imprimación para reparar completamente la pared de la habitación.
Elimina los pegotes de pegamento
El error más común que cometemos al ver pegotes de pegamento adheridos a la pared es tirar de ellos. Utiliza un cúter para cortar todo el perímetro del pegote y no llevarte la capa de yeso debajo del pegamento.
Pared lista para pintar
Une vez que hayas realizado alguno de estos procesos, tendrás la pared lisa y lista para que pintes sobre ella. Una vez que hayas pintado y se haya secado la pintura, comprobarás que no hay rastro de los desperfectos que estaban antes en tu pared.
pintores express

Queremos ayudarle

Complete aquí gratis y sin compromiso nuestro formulario para obtener un presupuesto de servicios de pintura de inmuebles en España