2020 ha sido un año lleno de sorpresas, un año en el que muchos de nosotros nos hemos visto obligados a trabajar desde casa debido a la pandemia de COVID 19. Eso podría haber sido inesperado, pero lo fue aún más el hecho de que muchas empresas vieron un aumento en la productividad de sus empleados mientras trabajaban desde casa. Pronto se hizo evidente para muchos que nuestro entorno puede tener un impacto importante en la desempeño de nuestro trabajo.

​Puede ser difícil de imaginar, pero los pequeños detalles en el espacio que nos rodea pueden afectar en nuestra capacidad de concentración, nuestra creatividad y, como resultado, nuestros niveles de productividad. Saber cómo decorar tu oficina para maximizar la productividad puede acercarte un paso más a garantizar que tu negocio siga siendo rentable en estos tiempos difíciles. Te ayudará a trabajar de manera más eficiente, lo que significa que pasarás más tiempo disfrutando de las cosas buenas de la vida.

Cómo decorar tu oficina para obtener la máxima productividad

Configurar tu oficina en casa

Sin forma de saber exactamente lo que depará el futuro en términos de la pandemia, existe una gran posibilidad de que ya hayas comenzado a trabajar desde casa o de que se te pida que lo hagas pronto. Lo más probable es que esto requiera que instales una oficina en casa o traslades muchos de tus elementos de trabajo de tu oficina actual a tu hogar. Es esencial evitar las interrupciones tanto como sea posible al hacerlo para asegurarte de no olvidar ningún elemento importante. Y la organización de tu oficina es vital para tu productividad.

Vuelve a lo básico

Antes de profundizar en los detalles finos de tu oficina, trata primero con lo básico. Asegúrate de tener suficiente espacio y luz para completar las tareas básicas a las que te enfrentas todos los días y que te sientas cómodo haciéndolas.

Deja que pase el sol

La iluminación es una de las cosas más importantes a considerar cuando se piensa en tu oficina o espacio de trabajo. Si tu oficina carece de luz suficiente, tus ojos se fatigarán y, como resultado, te cansarás y perderás la concentración más rápidamente. Es por eso que debes garantizar suficiente luz en tu oficina. La luz natural es la mejor opción, por lo que si tienes suficientes ventanas, no las cubras con cortinas o persianas oscuras y opacas. Deja que entre la luz del sol, ya que no solo proporcionará la iluminación necesaria, sino que también aumentará tus niveles de energía.

Aunque puedes tener una iluminación natural adecuada en días despejados y soleados, necesitarás iluminación adicional para esos días nublados. Coloca algunas lámparas de pie o de escritorio para asegurarte de que nunca trabajas sin suficiente luz.

Organiza y ordena el desorden

A la mayoría de nosotros se nos enseña desde pequeños a mantener la habitación ordenada. Hay una razón para esto. Un entorno limpio y ordenado conduce a un estilo de vida más saludable y menos estresante. Las mismas reglas se aplican a tu espacio de trabajo. Asegúrate de que tu oficina tenga suficientes estantes y espacio de almacenamiento para que puedas mantener tu escritorio ordenado. Los pequeños dispositivos y otros elementos pueden ayudar a inspirar mentes creativas, pero también distraen a la mayoría de los demás.

Es importante que tu oficina se sienta espaciosa, incluso si no es tan grande . A menudo tenemos que trabajar desde oficinas relativamente pequeñas, pero eso no significa que tengan que sentirse pequeñas. Existen varios trucos, como usar espejos para hacer que las habitaciones parezcan más grandes, que puedes usar para lograr la sensación de amplitud.

Organiza tu oficina de tal manera que te permita un fácil acceso a las cosas que usas con más frecuencia mientras minimizas las distracciones presentes. Esto te permitirá concentrarte únicamente en las tareas en cuestión y aumentará tu productividad general.

Ponte cómodo, pero no demasiado

Si pasas una gran parte del día sentado en un escritorio y mirando la pantalla de un ordenador, lo más probable es que estés muy familiarizado con cuánto puede influir la silla en tu postura y, como resultado, ser la causa de dolor de espalda o cuello.

Es posible que no estés familiarizado con el término ergonómico, pero ahora es el momento de familiarizarse con él. El propósito de los muebles ergonómicos es ser funcionales y cómodos y, al mismo tiempo, reducir el riesgo y los problemas asociados con las articulaciones, el dolor de espalda y el cuello. Su comodidad (la de la silla) afectará tu productividad, así que asegúrate de invertir en muebles ergonómicos de buena calidad. Sin embargo, no te sientas demasiado cómodo, es poco probable que trabajar en una posición encorvada o acostado aumente tu rendimiento a menos que, por supuesto, tu rendimiento sea dormir.

Agrega un poco de color 

Se sabe que el color de nuestro entorno influye en nuestro estado de ánimo y concentración. Siéntete libre de agregar un poco de color a tu oficina, pero no te excedas. Demasiado puede ser el resultado de una difícil concentración. Considera cuidadosamente los colores que deseas agregar. Los diferentes colores nos afectan de diversas formas y esto es algo que debes tener en cuenta.

  • Se sabe que el azul es calmante y puede ayudarnos a concentrarnos. Al mismo tiempo, también puede evocar un sentimiento de depresión.
  • El rojo es el color de la pasión. Está asociado con un aumento en nuestro ritmo cardíaco y flujo sanguíneo. Además, puede evocar emociones que pueden afectar nuestra objetividad.
  • El amarillo es un color feliz y saludable que puede aumentar la creatividad.
  • El verde puede tener un efecto calmante en las personas. Al mismo tiempo, el verde no causa demasiado estrés en los ojos ni fatiga ocular.
pintores express

Queremos ayudarle

Complete aquí gratis y sin compromiso nuestro formulario para obtener un presupuesto de servicios de pintura de inmuebles en España

QUIERO UN PRESUPUESTO