Cuando quieres pintar una pared puedes encontrarte una serie de inconvenientes que dificultan mucho el trabajo y que pueden incluso dejar la pared peor de lo que estaba: burbujas en la pintura, manchas, salpicaduras o pintura insuficiente son algunos de estos inconvenientes.
Para que pintar paredes, el techo o incluso empapelar una pared sea un trabajo realmente eficaz, te vamos a dar una serie de consejos prácticos para facilitar y simplificar la tarea.
Consejos prácticos para pintar paredes
1. Planifica bien el trabajo
Es fundamental que sepas bien qué tienes que hacer, qué materiales tienes que comprar y qué cantidad. Ten en cuenta que, además de pintura o papel pintado, necesitas accesorios de aplicación, accesorios para proteger el suelo y los elementos de la pared, etc.
2. Prepara la pared
Es necesario que la pared esté completamente lisa, sin agujeros ni hendiduras. Da igual la pintura que apliques o el papel que quieras usar: si la pared tiene imperfecciones pueden notarse y estropear el trabajo. Nunca se sabe. Como suele decirse: “Lo bien hecho, bien parece”.
3. Elige bien el rodillo
Dependiendo del tipo de pared que quieras pintar y del tipo de pintura que tienes que aplicar deberás elegir un rodillo adecuado para que la pintura se adhiera bien y no deje marcas o burbujas. Escoge materiales de buena calidad. Unos buenos rodillos y brochas harán que la superficie se cubra mejor y por lo tanto, ahorrarás en pintura y el acabo tendrá una mejor calidad. Es probable que gastes más en herramientas, pero su durabilidad será mucho mayor.
4. La pared debe estar limpia y seca
Si la pared tiene manchas es posible que la pintura no adhiera bien. Aunque notes la pared lisa es importante limpiarla, especialmente si son manchas de grasa o pegamento. Usa agua tibia con jabón de lavar los platos y con una esponja, limpia las paredes de arriba a abajo. Por último deja secar la pared completamente antes de empezar a pintar.
5.  Protege todo lo que no vayas a pintar
Usa cartones para el suelo y cinta de carrocero o papel de pintor para el rodapié, las molduras, los marcos de puertas y ventanas y, si vas a pintar el techo, también el borde de las lámparas (si puedes, descuélgalas).
6. Elige bien el tipo de pintura y aplícala correctamente

Es fundamental que escojas la pintura adecuada para cada caso, ya que no se emplea la misma pintura para pintar una pared de casa que para pintar una fachada exterior. Además, es importante que la apliques tal y como indica el fabricante para que cubra bien. Diluir la pintura para que cunda más puede resultar, a la larga, poco práctico.
7. Pinta de arriba a abajo
Pinta primero el techo y a continuación las partes más altas de la pared. Trata de pintar de arriba a abajo sin detenerse en el medio. Gracias a esto conseguiremos que no caigan gotas en partes ya pintadas.
8. Deja secar completamente

Deja secar al menos la pintura 24 horas. Si pintas encima cuando esta no esté seca la pintura no quedará bien al agregarle una capa encima.
pintores express

Queremos ayudarle

Complete aquí gratis y sin compromiso nuestro formulario para obtener un presupuesto de servicios de pintura de inmuebles en España

QUIERO UN PRESUPUESTO